hacer una piscina de obra

Hacer una piscina de obra: Lo que necesitas saber

Hacer una piscina de obra en casa puede tener varios beneficios, es una gran forma de divertirse con amigos y familiares, así como para disfrutar de un día de verano.

También es cierto que la construcción de una piscina de obra puede ser costosa, asegúrate de tener un presupuesto adecuado y de investigar diferentes opciones de construcción para asegurarte de obtener el mejor precio.

Hacer una piscina de obra paso a paso

Para construir una piscina de obra, deberás seguir los siguientes pasos:

  • Diseño: El primer paso es diseñar tu piscina y elegir el lugar donde será construida. Asegúrate de que cumpla con las regulaciones locales y tenga las medidas necesarias para cumplir con las normas de seguridad.
  • Excavación: Una vez que tengas el diseño y el lugar seleccionado, es necesario excavar el área para dar forma a la piscina. Esto puede ser hecho por una empresa especializada o por ti mismo, si tienes los conocimientos y las herramientas necesarias.
  • Estructura: Una vez que se ha excavado el área, se debe colocar la estructura de la piscina. Esto puede ser hecho con diferentes materiales, como concreto, acero o fibra de vidrio.
  • Impermeabilización: Es importante asegurarse de que la piscina esté completamente sellada para evitar filtraciones. Esto se puede hacer con una capa de impermeabilizante especial, que se aplica sobre la estructura.
  • Revestimiento: Una vez que la estructura esté sellada, es necesario colocar el revestimiento de la piscina. Esto puede ser hecho con azulejos, mosaico o laminado.
  • Instalaciones: Finalmente, se deben instalar las instalaciones necesarias para el funcionamiento de la piscina, como el filtro, la bomba, la iluminación y las escaleras.
Leer más  Cómo reformar un armario empotrado: Consejos e ideas

Es importante contratar profesionales en construcciones de piscinas, ya que es un trabajo complejo y requiere habilidades especializadas para garantizar un buen resultado.

¿Qué es mejor una piscina de obra o de poliéster?

La decisión entre una piscina de obra o de poliéster dependerá de tus necesidades y preferencias personales.

Una piscina de obra es una opción más personalizada y duradera. Se construye en el lugar, lo que permite un mayor grado de libertad en el diseño y las dimensiones de la piscina. Además, suelen tener una mayor durabilidad y resistencia a los elementos. Sin embargo, son más costosas y requieren un mayor tiempo de construcción.

Por otro lado, una piscina de poliéster es una opción más rápida y económica. Se fabrican en un taller y se montan en el lugar, lo que permite una instalación más rápida. Además, suelen tener un precio más bajo. Sin embargo, suelen tener menos opciones de diseño y son menos duraderas.

¿Necesito algún permiso para hacer una piscina de obra?

Sí, es necesario obtener permisos antes de construir una piscina de obra. Los permisos y regulaciones pueden variar dependiendo de tu zona y del tamaño de la piscina que desees construir.

En general, se requiere un permiso de construcción para cualquier proyecto de construcción que incluya una piscina. Este permiso es emitido por la ciudad o el condado y suele requerir un plano detallado de la piscina y una declaración de cumplimiento con las normas de seguridad.

Además, es posible que también necesite obtener permisos adicionales, como permisos de desagüe, permisos de electricidad y permisos de seguridad, dependiendo de las regulaciones locales. Es recomendable consultar con las autoridades locales para conocer las regulaciones específicas de tu zona antes de empezar a construir la piscina.

¿Qué piscina puedo poner sin tener que pedir permiso?

La necesidad de obtener permisos para construir una piscina puede variar dependiendo de las regulaciones locales, el tamaño de la piscina y la ubicación. Sin embargo, en general, existen ciertos tipos de piscinas que no requieren permisos.

  • Piscinas temporales o inflables: las piscinas temporales o inflables son ideales para aquellos que no quieren comprometerse a una piscina permanente, y suelen ser muy fáciles de instalar. Estas piscinas suelen tener una capacidad menor y no requieren permisos.
  • Piscinas no enterradas: Piscinas no enterradas como las piscinas sobre el suelo o las piscinas elevadas, no requieren permisos, ya que no se realiza ningún tipo de excavación.
  • Piscinas pequeñas: Piscinas de menor tamaño también suelen no requerir permisos, pero es importante revisar las regulaciones locales ya que en algunos lugares pueden requerir de permisos si su tamaño supera cierta medida.
Leer más  Como construir un gallinero casero: Guía paso a paso

Es importante tener en cuenta que estas opciones suelen tener una capacidad menor y suelen ser menos personalizadas y duraderas que las piscinas de obra o de poliéster.

¿Cuánto tiempo se tarda en hacer una piscina de obra?

El tiempo que se tarda en construir una piscina de obra puede variar dependiendo de varios factores, como el tamaño de la piscina, el diseño, el tipo de estructura y la complejidad de la construcción. Sin embargo, en general, se puede estimar que el proceso de construcción de una piscina de obra puede tardar entre 4 y 12 semanas.

El proceso de construcción de una piscina de obra generalmente comienza con el diseño y la planificación, seguido de la excavación, la colocación de la estructura, la impermeabilización, el revestimiento, la instalación de las instalaciones y la finalización.

Es importante tener en cuenta que una vez finalizada la construcción, es importante esperar al menos una semana antes de llenarla con agua y utilizarla, ya que el concreto necesita tiempo para curar y evitar daños en la estructura.

Es importante tener en cuenta que estos tiempos son solo aproximados y pueden variar dependiendo de la complejidad de la construcción y de los retrasos imprevistos, así que es recomendable consultar con los profesionales que realizan la construcción para obtener una estimación más precisa del tiempo de construcción.